Contáctanos

Utiliza el formulario a tu derecha para ponerte en contacto 

con nosotros. 

Si deseas distribuir nuestro producto al por mayor para venta local o internacional también queremos escuchar de ti.

 

LiquiVape E Juice Company

La Independencia y Pasaje A #7150 Pusuqui.

EC 170177

Quito - Ecuador

Phone: +593 999230092

         

123 Street Avenue, City Town, 99999

(123) 555-6789

email@address.com

 

You can set your address, phone number, email and site description in the settings tab.
Link to read me page with more information.

LV Magazine

Blog de LiquiVape E Juice Company sobre cigarrillos electrónicos, esencias, líquidos, mods, accesorios.

El futuro del cigarrillo electrónico

Martin Endara

holding question mark _1.jpg

 

Muchas veces he leído comentarios en grupos de vapeo hablando sobre como la guerra contra el cigarrillo se encuentra en auge en las trincheras. Sin embargo hay muchos factores que estos apasionados y entusiastas vapeadores no están tomando en cuenta. Esta no es una guerra de únicamente dos bandos. La verdad es que cuando hay mucho dinero de por medio, existen varios actores con intereses particulares.

Si algo está claro, es que el cigarrillo electrónico es y ha sido el agente de cambio más poderoso de la historia en la lucha contra el tabaco pero existen varios temas por discutir y aclarar. La mayoría de los vapeadores solo defienden un estilo de vida, su libertad de elegir y se entusiasman por aparatos, resistencias y nuevos sabores pero poco o nada aportan en materia política y regulatoria que es en realidad lo único que define el futuro del cigarrillo electrónico.

Para conocer mejor el panorama, voy a hablar brevemente de quienes tienen las cartas sobre la mesa en esta "soirée"

Tabacaleras

El malo de la película y con justa razón. Siguen pagando caro por planteamientos y afirmaciones totalmente erróneas que realizaron hace varias décadas. Sin embargo, los gigantes apuestan por métodos seguros de entrega de nicotina en la actualidad con vaporizadores como el Iqos o incluso con cigarrillos electrónicos. En la mayoría de las tabacaleras existe ya un plan para dejar de vender cigarrillos al mediano plazo, pero hay que comprender que mientras exista demanda, habrá quien ofrezca el producto. En otras palabras, mientras hayan consumidores, habrán cigarrillos.

Farmacéuticas

Tienen "buena" fama ya que producen medicamentos para diversos padecimientos. Sin embargo son los mayores actores en la campaña de desprestigio contra el cigarrillo electrónico. ¿Por qué? sencillo, por dinero.

Las farmacéuticas invierten grandes cantidades de dinero en investigación para terapias para dejar de fumar como chicles, parches o pastillas como Chantix y no desean que su negocio vaya en picada. 

Ustedes se preguntarán, Si el cigarrillo electrónico ofrece una alternativa viable y mucho menos dañina que el tabaco, ¿Por qué no está siendo apoyada? En un mundo ideal lo sería, pero lamentablemente cada uno cuida sus intereses y muchas veces la salud pública es una utopía.

El tema es que ninguna oferta farmacéutica es más efectiva que el cigarrillo electrónico debido a que fumar no es solamente una adicción a la nicotina si no, una fijación oral, el inhalar y exhalar es parte de todo un ritual de ansiedad que no influye únicamente en un tema de nicotina. De hecho existen muchas personas que han dejado de fumar con cigarrillos electrónicos sin nicotina.

La verdad es que al momento, el cigarrillo electrónico sigue ofreciendo el mejor ratio de éxito para dejar de fumar por encima de cualquier otra terapia de sustitución. 

 

Ecigs

Los cigarrillos electrónicos como industria tiene millones de actores, desde productores de esencias, productores de tecnología (vaporizadores, atomizadores etc.) hasta comerciantes. Sin embargo, es una industria de billones de dólares pero claramente dispersa y sin un verdadero peso en una sola voz para obtener un trato justo, equitativo y reconocimiento.

 

Gobierno

El principal beneficiado en los altos impuestos a los cigarrillos son los gobiernos. La recaudación por esta partida arroja montos considerables. Al mismo tiempo, los gobiernos son conscientes del daño ocasionado a la población y lo más sensato entonces es, seguir obteniendo dinero de los impuestos, defender una imagen pública saludable al apoyar alternativas ofrecidas por las farmacéuticas ( que a su vez, colaboran con los gobiernos monetariamente) y todo sigue tal y cual lo conocemos.

Ya que la industria del cigarrillo electrónico es enorme en sumatoria pero no en individuos, los gobiernos no pueden arremeter con carga impositiva a esta industria (todavía).

 

¿Hacia dónde vamos y que es lo que debe suceder?

Quienes formamos parte de la industria del cigarrillo electrónico debemos apoyar que exista una regularización que garantice que únicamente materias primas seguras de grado farmacéutico y de la mejor calidad sean utilizadas, junto con procesos adecuados de manufactura, almacenamiento, manejo adecuado de sustancias, prohibición de venta a menores etc.

En otras palabras, reglas claras.

El modelo a seguir es el Reino Unido que apoya, receta y proporciona a través de su sistema de salud pública, cigarrillos electrónicos a fumadores para que logren dejar con éxito de fumar.

Nuevamente esta decisión es sencilla de comprender. En un sistema de salud pública inclusivo como el británico, es más barato ofrecer cigarrillos electrónicos, que seguir cargando a cuestas el costo de los miles de enfermos con diferentes padecimientos por causa del tabaco.

Para lograr todo esto, fue necesaria una regulación.

En este último punto contamos con un aliado fuerte que busca exactamente lo mismo. Este aliado son las tabacaleras. Hay veces que uno debe apoyarse en el adversario para lograr un fin común y posteriormente en un libre mercado simplemente competir. Claro está que quienes estamos en cigarrillos electrónicos no podemos competir en igualdad de condiciones con las tabacaleras pero hacer lo correcto garantiza estabilidad a largo plazo y un espacio en el mercado de acuerdo a las posibilidades de cada uno.

De igual manera es importante que exista un frente unido por los cigarrillos electrónicos y no únicamente artesanos de garaje. 

Eventualmente el cigarrillo electrónico tendrá una carga impositiva porque así son las reglas del juego pero todo es negociable si existe un frente.

Como diría Sun Tzu en el arte de la guerra: 

"En el medio del caos, también existen oportunidades" y para quienes vapean, existe LiquiVape